viernes, 11 de julio de 2008

EXTINCIÓN DE ESPECIES

El pasado, una ventana al presente
La información obtenida de los fósiles y modelos que registran la presencia de especies habitantes de algunas islas nos indica que cada año se extinguen de forma natural alrededor de diez especies. Sin embargo, a lo largo de la historia de la Tierra ha habido periodos en los cuales se supera esta cantidad; se trata de las extinciones masivas, que han ocurrido cinco veces en el planeta. La más conocida por muchos de nosotros es la extinción de los dinosaurios, hace 65 millones de años.
Las investigaciones sobre las extinciones del pasado sugieren que se debieron principalmente a fenómenos naturales como la caída de asteroides u otros cuerpos extraterrestres. La extinción de las especies, entonces, es algo que ocurre naturalmente, sin embargo, desde hace ya tiempo el ser humano está viviendo una nueva clase de extinción, equiparable a las pasadas extinciones masivas. En la actualidad, cada año se pierden 27 000 especies tan sólo en los bosques tropicales del planeta, y se calcula que la pérdida mundial es de hasta 100 000 especies.
Las extinciones masivas anteriores parecen haber afectado principalmente a las especies animales, pero actualmente son muchas especies de plantas las que se han visto más afectadas. Esto repercutirá en otras especies de organismos, como aquellos animales que dependen de las plantas para su supervivencia, ya que la base de toda cadena alimenticia se encuentra en el reino vegetal.
A diferencia de las otras cinco extinciones masivas, la presente se atribuye a las acciones de una sola especie, la humana, que está ejerciendo una gran presión sobre los recursos naturales y llevando, en el caso de los recursos bióticos, a muchas especies a una prematura extinción. De acuerdo con estudios realizados entre 1600 y 1974, durante ese periodo se extinguieron en México: 16 especies de peces, dos de anfibios y reptiles, 10 de aves y 10 de mamíferos, así como 11 de plantas.
Lamentablemente, el problema no se ha corregido: de acuerdo con la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (Conabio) y con los investigadores de la Universidad Nacional Autónoma de México (unam), varias especies se encuentran hoy amenazadas o en peligro de extinguirse. El siguiente cuadro es un ejemplo de lo que se ha documentado recientemente en nuestro país.
1000especiesde plantas
126especies de pecesde agua dulce
151especies de anfibios
312especies de reptiles
272especiesde aves
144especies de mamíferos
11especies de invertebrados
¿Qué acciones humanas están propiciando la sexta extinción?
Son varios los factores a los que se les puede atribuir esta sexta extinción, pero muchos expertos coinciden en que las principales son:
• la sobrepoblación humana
• la sobreexplotación de los recursos
• la destrucción de los hábitats
• la contaminación
Sobrepoblación
El crecimiento desbordado de la población humana, la desproporción con que se utilizan los recursos naturales, así como la forma de vida y el consumo excesivo están afectando seriamente a las especies y sus hábitats.
Sobreexplotación de los recursos
Al explotar en exceso los recursos de la naturaleza se fragmentan, degradan y pierden los hábitats y, por consiguiente, las especies que en ellos residen. Las endémicas son las primeras especies en desaparecer.
Destrucción del hábitat
El desmantelamiento de los hábitats para crear áreas agrícolas es una de las prácticas que más afecta a las especies, pues pierden su fuente de alimento, refugio y hogar. Las más afectadas son las especies endémicas.
Contaminación
Los efectos tóxicos de algunos contaminantes que arrojamos en el ambiente se acumulan y afectan al individuo, a la comunidad e incluso a los ecosistemas, alterando no sólo la parte física sino también la información genética de las poblaciones. Los efectos de la contaminación también dañan la atmósfera pues se sobrecarga de partículas contaminantes.
A continuación se muestra un diagrama en el que se exponen cómo algunos factores llevan a la extinción de una especie.
¿Qué está ocurriendo con los animales?
La humanidad ha dependido de los animales para cubrir más que sus necesidades básicas; por ejemplo, desde tiempos de los conquistadores europeos, América es proveedora de una gran cantidad de especies, sobre todo de animales (mamíferos, reptiles, aves o peces) en calidad de ornato o para elaborar diversos productos, así como para el mercado de mascotas exóticas. El tráfico ilegal de animales y sus pieles, así como de productos derivados, ocupa el segundo lugar como delito más redituable en el mundo, esto ha provocado que ciertas especies animales se encuentren en vías de extinción.
Para muchas comunidades alrededor del mundo, la fauna silvestre es el único recurso alimenticio o económico del cual pueden depender para subsistir. La industria pesquera mundial depende en gran medida de este tipo de fauna, capturada directamente
Categorías de especies, de acuerdo con la Norma Oficial Mexicana (nom-059-ecol-1994)*
categoría
descripción
Rara
Especie cuya población es biológicamente viable pero muy escasa de manera natural y que puede estar restringida a un área de distribución reducida o hábitats muy específicos.
Amenazada
Especie que podría llegar a encontrarse en peligro de extinción si siguen operando factores que ocasionen el deterioro o modificación del hábitat o que disminuyan sus poblaciones. Es equivalente a vulnerable.
En peligro de extinción
Especie o subespecie cuyas áreas de distribución o tamaño poblacional han sido disminuidas drásticamente, lo que pone en riesgo su viabilidad biológica en todo su rango de distribución por múltiples factores, tales como la destrucción o modificación drástica de su hábitat, restricción severa de su distribución, sobreexplotación, enfermedades y depredadores, entre otros.
Sujeta a protección especial
Especie cuyo aprovechamiento está sujeto a limitaciones o vedas por conformar poblaciones reducidas o distribuirse en zonas geográficas restringidas; también con el fin de propiciar su recuperación y conservación o la recuperación y conservación de especies asociadas.
* Fuente: Diario Oficial de la Federación, 16 de mayo de 1994. en el mar, y los recursos marinos reciben tremenda presión debido a la forma en que son explotados y al incremento de la población que depende directamente de este recurso. Varias especies marinas se han visto afectadas y se encuentran seriamente amenazadas o en peligro de extinción, por lo que ha sido necesario vedar su captura en espera de que sus poblaciones puedan recuperarse. El consumo de carne de animales silvestres también ha ido en aumento a pesar de que muchas especies terrestres están protegidas por la ley.
Los animales más afectados por el comercio y la cacería furtiva son las aves provenientes de las zonas tropicales, donde aún existe el mayor número de especies de fauna silvestre, como la región ecuatorial del planeta, Centroamérica, parte del sur de México, Brasil, India y África.
Animales silvestres que son consumidos debido a su carne*
tipo de animal
continentes donde más se consumen
Insectos
Asia
Aves
Asia, África
Reptiles, como tortugas marinas y de agua dulce
Asia, África, América
Mamíferos: primates, antílopes, hipopótamos
África, América
* Fuente: traffic wwf. Desde otro ángulo, es necesario recalcar que se necesita del apoyo de más grupos de profesionales (veterinarios, biólogos, médicos, trabajadores sociales, maestros, entre otros) para prevenir problemas de salud pública. Estos grupos podrían encargarse de diseñar y poner en práctica campañas informativas que adviertan a los potenciales consumidores sobre los riesgos de comer animales silvestres que no han sido sometidos a ningún tipo de control sanitario que garantice que estén libres de enfermedades o parásitos que dañen la salud humana. Algunos de estos grupos conforman ya organizaciones no gubernamentales (ong) que han logrado estudiar algunas especies silvestres para considerar la posibilidad de criarlas en granjas silvo-pastoriles que generen un aprovechamiento sustentable y las condiciones higiénicas para su consumo. Pero se necesita que la gente se convierta en consumidora responsable y mejor informada; es indispensable cambiar y reducir la tendencia actual de consumo, fomentar la adquisición de productos controlados a través de programas de aprovechamiento sustentable. Para ello se requiere apoyo, más recursos humanos que desarrollen, den a conocer e implementen las nuevas estrategias básicas para lograrlo.
La situación en México
La reducción o destrucción del hábitat natural de México es el principal factor que está poniendo en peligro a más de 2500 especies, de las cuales 41 ya se han extinguido. Esto
se debe a que una vez que se destruye el hábitat en el que vive, la especie ya no cuenta con el entorno donde pueda satisfacer todas sus necesidades básicas, que le permiten reproducirse con éxito y así perpetuarse.
La siguiente tabla indica el estado y número de especies mexicanas que se encuentran en serios problemas, de acuerdo con la Norma Oficial 059.
Especies en riesgo en la Norma 059*
* Tomado de wwf-México 2004. Para identificar algunos animales mexicanos que se encuentran en vías de extinción, en las siguientes entregas de esta serie haremos un recorrido por los cinco grandes conjuntos de ecosistemas en los que varios botánicos y ecólogos mexicanos han dividido a México:
1. Selva tropical húmeda
2. Selva tropical seca
3. Matorral xerófito y pastizal
4. Bosque de coníferas y encinos
5. Bosque de niebla


Figura 1. Mapa de los cinco grandes conjuntos de ecosistemas en la República Mexicana.
Nuestra labor
El tiempo corre y debemos actuar ya si queremos evitar la extinción de miles de especies. Conocer qué es lo que está ocurriendo y quiénes se están viendo afectados es uno de los primeros pasos para actuar de forma informada. Actualmente existen diversas organizaciones tanto gubernamentales (semarnat, conabio, etc.) como no gubernamentales (ong: Pronatura, Programa para la Conservación de los Murciélagos Mexicanos, Naturalia, etc.) que desde hace varios años trabajan exitosamente en beneficio de la biodiversidad rescatando de la extinción a algunas especies y a sus hábitats. Pero hay mucho por hacer y ellas necesitan del apoyo de todos nosotros para lograrlo, por lo que con ayuda de las nuevas generaciones y sus familias todos podremos contribuir, primero conociendo lo que estas organizaciones hacen y apoyando uno o varios de los proyectos de conservación que han desarrollado.
Es importante recordar que toda acción cotidiana puede ayudar también a disminuir el daño, por lo que ahorrar energía, agua y otros recursos naturales es de suma importancia y todos lo podemos hacer desde la escuela y nuestra casas.